lunes, 11 de junio de 2012

Madrid no informó a Sanidad del escándalo de los ensayos clínicos

La Comunidad de Madrid recibió en 2010 una comunicación de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios -dependiente del Ministerio de Sanidad- en la que informaba de las posibles irregularidades cometidas dentro del hospital Carlos III de Madrid en la realización de varios ensayos clínicos. Dos de ellos se habían realizado sin autorización de Aemps, y la agencia tenía sospechas sobre otros tres. Por ello solicitaron a la Consejería de Sanidad que investigara este caso.

La investigación concluyó con un expediente a Vicente Soriano, autor con mucho impacto en publicaciones científicas relacionadas con el VIH-sida de todo el mundo; por infracciones graves y muy graves de la ley 29/2006 que incluyen la ausencia de consentimiento de los pacientes de dichos ensayos.

Son embargo, la Comunidad no trasladó el resultado de su inspección. Solo después que el caso se hiciera público, la Consejería de Sanidad hizo llegar a la agencia ministerial el informe de los inspectores. La agencia, por tanto, no supo nada del caso Soriano hasta casi año y medio después de haberle comunicado sus sospechas a la Comunidad de Madrid y haberle solicitado información.

Para cuando la recibió, el médico había sido expedientado con una sanción de 216.000 euros que había recurrido al Tribunal Superior de Justicia de Madrid, el cual que decretó como medida cautelar que no pagara la multa hasta que se resuelva el procedimiento.

Soriano, que también fue uno de los responsables de la distribución en 2008 de una guía en la que se afirmaba que la homosexualidad es "una alteración conductual", sigue con sus actividades habituales en el hospital, entre ellas ver a pacientes en consulta.


Fuente: Chueca.com 




No hay comentarios: