lunes, 27 de agosto de 2012

Nueva enfermedad parecida al sida aparece en Asia

Según un artículo publicado en la revista New England Journal of Medicine, el anticuerpo ha sido identificado en Tailandia y en Taiwán, donde se ha encontrado que los afectados no poseen el VIH pero su sistema inmunitario se ha visto comprometido.

Los síntomas se han encontrado en decenas de personas de estos dos países asiáticos, que hacen que los infectados sean vulnerables a otras enfermedades oportunistas como las provocadas por microbacterias no tuberculosas. A pesar de que su origen es aún, la enfermedad, en principio no parece ser contagiosa.

El Instituto Nacional de Alergia y Enfermedades Infecciosas de EE.UU. identificó esta deficiencia del sistema inmunitario dentro de un estudio que se ha venido realizando desde 2004. Sarah Browne, doctora y colaboradora de esta investigación, manifestó que es otra clase de inmunodeficiencia adquirida, que no se hereda y ocurre en adultos, pero no se propaga como lo hace el sida, mediante un virus. Otro doctor, Dennis Maki, manifestó que es plausible que una infección de cierto tipo pueda activar la enfermedad, pero no parece que se propague de persona a persona. Los resultados de la investigación también han revelado que ninguno de los enfermos se encontraba afectado por el VIH.

A tenor de los datos recogidos de la mayoría de las personas estudiadas con esta afección, los síntomas surgen cuando los infectados comienzan a elaborar sustancias denominadas "autoanticuerpos", que bloquean el interferón gamma, una señal química que ayuda al cuerpo a combatir las infecciones. Este bloqueo produce una vulnerabilidad a virus, hongos y parásitos, pero sobre todo a microbacterias no tuberculosas, un determinado grupo de gérmenes parecidos a los de la tuberculosis, que pueden causar un grave daño en los pulmones.

Según el estudio, las personas que han desarrollado la enfermedad rondaban los 50 años, pero no vinculados entre sí, por lo que en principio no creen que su procedencia sea exclusivamente de origen genético, sino que sugieren se pueda deber también a factores ambientales.


Fuente: CáscaraAmarga


No hay comentarios: